domingo, 5 de agosto de 2012

Esta noche... volví a buscarte

Esta noche volví a buscarte, volví a necesitar esa mano que debería de haber estado siempre, antes incluso de que me hiciera falta.
Pero esta noche... tampoco estaba. Lo único de lo que podemos alegrarnos es de no acabar discutiendo cada vez que nos vemos.
Sé que piensas que no lo intento, que todo lo que para mí es importante y que a ti solo te molesta lo hago para fastidiar. A estas alturas no vale la pena intentar que cambies de idea.
Así que no me pidas que cambie mi mente, mi manera de pensar, porque otra vez me negaré.
Serás el único que tenga en mi vida... ¿tan difícil habría sido tenderme esa mano?
Siempre nos dicen que no se debe uno rendir, que es importante seguir adelante. Pero ahora he descubierto que esta batalla la perdí antes siquiera de saber contra quién tenía que luchar.
Siempre creíste que era débil, pero con el paso del tiempo me he dado cuenta de que no es así. Yo no soy la más débil de los dos, porque soy la única que puede pasar página.

Antes, tus palabras se me clavaban como un cuchillo, haciendome sangrar una y otra vez.
Pero hablar es fácil, es barato y la mayoría de las veces solo sirve para estropear la situación. Y, a pesar de todo eso, tú y la experiencia me habeis enseñado que un puñado de palabras puede ser un arma mucho más mortal que una pistola.

Juro que, cuando las circunstancias intercambien la situación, yo no estaré ahí para ti. Ya no ocuparé más el sitio que me asignaste. ¿Para qué seguir en él cuando tú no has cumplido tu parte?


Yo no pediré que te quedes. No te pediré que me perdones. Lo único que te pido es que no censures mi conducta llegado el momento, porque será lo único que utilizaré de lo que me has enseñado.

2 comentarios:

  1. Hi! Que bien que te gusta ^^ gracias por comentar! bye, bye!

    ResponderEliminar

¡¡Muchas gracias por tu oink!! ^__^

Full-Metal-Alchemist